Tradiciones de interés en Navalagamella

En los pueblos vecinos se dice que Navalagamella siempre está en fiestas. A lo largo del año varias celebraciones salpican el calendario. Además, el municipio cuenta con otras tradiciones, usos y costumbres que pueden resultar de interés para quien decida disfrutar de una estancia en los Alojamientos Rurales La Aldaba.

Mercadillo los domingos

Una buena forma de entretenerse la mañana del domingo es acudir al mercadillo. Instalado junto al polideportivo, en sus tenderetes se puede adquirir ropa, calzado, frutas y verduras, dulces y comestibles variados. Todo ello en un ambiente peculiar entre los gritos de los vendedores y muchas veces alegre que suele ser reclamo también para los residentes en los pueblos vecinos: "¡Barato! ¡Barato!"

Fiestas del Niño

Es una tradición de origen desconocido y muy vistosa: tras días de ensayo, cuatro jóvenes -antes eran los quintos que se iban al servicio militar- ataviados con mantones y sombreros encintados bailan con castañuelas al son de la gaita y el tambor en honor al Niño Jesús. Además de la procesión del 1 de enero, tras la también peculiar misa amenizada por la rondalla, las fiestas del Niño o de los bailarines se prolongan hasta el día 2 de enero, que recorren el pueblo acompañados por la música para pedir el aguinaldo.

La tortilla

No hay familia en Navalagamella que no coma tortilla de patata el 1 de marzo, "día del Ángel". Hace décadas las mozas hacían las tortillas y los chavales ponían el vino. Juntos marchaban al campo a comer en un ambiente festivo y jovial. El menú, aunque sencillo, era apetecible: tortilla de patata, ensalada, vino y, de postre, una naranja. Una tradición que puede recordarse con una estancia en los Alojamientos Rurales La Aldaba para estrenar el mes de marzo.

Semana Santa

La devoción toma fuerza en el municipio en Semana Santa. Además de otros oficios religiosos varias procesiones se celebran durante estos días. En ellas toman protagonismo las imágenes de la Dolorosa, el Nazareno, el Cristo (especialmente con su Via crucis) y la Virgen de la Estrella (en la procesión del encuentro con el Niño el Domingo de Resurrección). Dejando los altares, por esas fechas también es costumbre en Navalagamella comer torrijas y potaje.

Bajada del Patrón

Al día siguiente del Domingo de Resurrección, el lunes de Pascua, los vecinos de Navalagamella van a la dehesa de la ermita de San Miguel. Allí, a unos dos kilómetros del pueblo, meriendan y toman al santo para llevarlo hasta la iglesia, donde se guardará la imagen del arcángel hasta el día de la romería, en mayo. Navalagamella tiene mucha devoción a San Miguel, su patrón, por lo que los actos que se celebran en su festividad suelen ser concurridos.

Fiestas de San Miguel

En Navalagamella la festividad de San Miguel Arcángel es el 8 de mayo, día en que se celebra una misa y procesión solemne. Una semana antes tienen lugar en la iglesia las tradicionales "Novenas", donde se cantan unos devotos "Gozos" al patrón. El segundo domingo después del 8 de mayo, llega la romería en la finca de la ermita, a las afueras del pueblo. Así, mayo es el mes más festivo del año, con actividades y divertimentos en los días más señalados.

Fiestas del Cristo

En el mes de septiembre también hay celebraciones religiosas en honor a la patrona del municipio, la Virgen de la Estrella, que se celebra el día 8 de este mes. La patrona es paseada por las calles de Navalagamella por su hermandad femenina. Pero por esas fechas es el Cristo de la Sangre el motivo principal de la programación de diversos actos festivos que acoge el municipio en torno al 14 de septiembre.

Las puches de los Santos

Si la tortilla es un plato obligado el 1 de marzo, en torno a la festividad de Todos los Santos, el 1 de noviembre, no falta un buen plato de "puches" en cada casa con el que invitar a las visitas. Las puches son una especie de gachas elaboradas con leche, anís, azúcar, harina, canela, y trozos de pan frito. Antaño, con la escasez, la leche se sustituía por agua. Hace años, en recuerdo a las ánimas, los más pequeños también encendían los "cabos", trenzas de trapos viejos encerados.

Nochevieja

El 31 de diciembre comienza con una jornada de caza para los hombres, que marchan al campo a cortar leña. Al caer la tarde la traen a la plaza, que se prenderá cerca de medianoche. Con las campanadas la gente acude junto al reloj a tomar las uvas y calentarse. Con la plaza concurrida tendrá lugar el "ensayo general" de los bailarines al son de la gaita y el tambor, y que danzarán al día siguiente en la procesión en honor al "Niño de las mandarinas". La noche continúa en un ambiente festivo total.

Logotipo de Alojamientos Rurales La Aldaba Alojamientos Rurales La Aldaba
Navalagamella (Madrid)
laaldaba@navalagamella.com
© Aldaba Antiqua S.L. 2005-2019
Proyecto desarrollado con el apoyo de:
Logotipo del Consorcio de la Sierra Oeste de Madrid Logotipo de los Fondos Proder de la Unión Europea
Diseño web y hosting: Grupo AGD